Familiares del niño Bairon Concepcion Rijo de cinco años, que se ahogó el pasado lunes en una cisterna sin tapa donde se construye un Carwash, ubicado en el sector San Martín, realizaron una protesta este viernes junto a comunitarios, donde clamaron se haga justicia por la muerte del menor.

Los comunitarios dijeron que esperan se haga justicia y no se tome en cuenta que Emilio Frías Tiburcio, propietario de la construcción tiene dinero, ya que a este se le había solicitado en reiteradas ocasiones que cerrara las cisterna por el peligro que esta representa, pero hizo caso omiso.

Emilio Frías Tiburcio, dueño de la construcción donde se ahogó el menor

En tanto que el padre del menor, Yeneris Concepción Rincón, visiblemente afectado, declaró que “no queremos que este caso quede así porque el dueño de la construcción tenga dinero, queremos que se tape la cisterna y que lo sancionen por no poner la seguridad que requiere ese tipo de obras”.

Yomaly Rijo,  madre del menor se desmayó variar veces en la protesta.

En tanto que Emilio Frias Tiburcio, conocido en esta ciudad como el defensor de los trabajadores, al ser abordado por los medios, dijo que no tenía nada que decir porque ya estaba preso.

La cisterna donde se ahogó el menor Bairon Concepción Rijo está en la construcción de un carwash, el cual se construye en franca violación a la prohibición de levantar obras en espacios abiertos.