La República Dominicana es de los principales países latinoamericanos que reciben productos importados desde Ucrania y, al menos en 2020, fue el principal, razón por la que el ministro de Industria, Comercio y Mipymes, Víctor -Ito- Bisonó, desde ya anticipa un panorama de presión para la economía dominicana por la situación de guerra que vive ese país con Rusia.

“Nosotros traemos el 56 por ciento de la palanquilla para hacer varilla, malla ciclónica, alambre de púa, clavo y una serie de componentes, de Ucrania”, informó Bisonó durante una entrevista con Diario Libre.

Agregó que el 71 % del aceite de girasol del mundo lo producen entre Ucrania y Rusia. “¿Y qué va a pasar cuando eso no lo puedan ellos mercadear? Que Asia, China y Europa, que se nutren de ahí, van a pasar a buscar aceite por otro lado”, analizó.

Solo en 2020, la República Dominicana importó desde Ucrania productos cuyos valores sumaron aproximadamente US$92.3 millones, de acuerdo con la plataforma Trade Map del Centro de Comercio Internacional.

En ese año, productos de fundición, hierro y acero importados tuvieron un valor en conjunto de unos US$88.8 millones. También se importaron guata, fieltro y tela sin tejer; hilados especiales; cordeles, cuerdas y cordajes por US$793,000, así como  plástico y sus manufacturas  por US$608,000, entre otros rubros.

Lo importado en 2020 desde Rusia, de acuerdo a Trade Map, sumó unos US$79.2 millones, siendo también productos de fundición, hierro y acero  los principales, por US$31 millones; seguidos de abonos,  por US$12.2 millones; y productos de la molinería, malta, almidón y fécula, inulina y gluten de trigo, por US$11.8 millones.

Expandir imagen
Infografía

Con el objetivo de crear un cerco económico como presión hacia Rusia tras invadir militarmente a Ucrania la semana pasada, las tres principales navieras del mundo: Maersk, CMA CGM y Mediterranean Shipping Company (MSC), anunciaron la suspensión inmediata, pero temporal, del transporte de mercancías con destino y origen Rusia. Solo permitirán el transporte en contenedores de productos esenciales como comida, medicinas e insumos humanitarios.

La japonesa Ocean Network Express y la alemana Hapag Lloyd también tomaron la misma medida.

“Rusia es el mayor productor de urea, pero también es un importante mercado de República Dominicana; le vendíamos -porque ahora las restricciones lo paran- 200 mil cajas de ron de una sola marca el año pasado”, dijo el ministro Bisonó.

Aunque el pasado miércoles, el Banco Central de la República Dominicana proyectó que el crecimiento del país en el 2022 se ubique en torno a 5.5-6.0 %, anticipó que el conflicto militar entre Rusia y Ucrania, que ha elevado la incertidumbre del entorno internacional, por su impacto en los flujos de comercio y el aumento de los precios del petróleo y demás commodities, podría afectar las perspectivas de crecimiento local para 2022.